viernes, 24 de mayo de 2013

"LO HE PERDIDO TODO, EL TORNADO ARRASÓ CON MI CASA.... PERO ESTAMOS VIVOS"

Testimonio



El peruano David Valencia y su esposa Bianca López relatan los terribles momentos que vivieron por el paso del tornado más devastador en la historia de Oklahoma.
Claudia Malpartida Vega. 

"Lo he perdido todo, mi casa está completamente destruida. El tornado arrasó con el garaje, la sala... pero gracias a Dios mi esposa y yo estamos con vida". Esta es la difícil situación que afronta el peruano David Valencia (25) y su esposa Bianca López (25) tras el paso de uno de los más grandes tornados en la historia de Estados Unidos. 

Desde la localidad de Moore, en Oklahoma, y a 4 días de ocurrido el desastre, David nos cuenta a través del hilo telefónico que cuando las alarmas del tornado comenzaron a sonar, lo primero que hizo fue buscar un lugar seguro en el restaurante donde se encontraba trabajando aquel día.

"Con mis compañeros nos metimos al 'cooler' donde se almacenan los alimentos del restaurante, al estar hecho de fierro pensamos que no nos iba a pasar nada ahí dentro".

Pero cuando todos los canales de televisión empezaron a dar la alerta, se dieron cuenta de que venía un tornado mortal. Fue entonces que David cogió su auto y manejó lo más rápido que pudo con dirección al sur de la ciudad, tratando de escapar de la tormenta que alcanzó velocidades de más de 300 kilómetros por hora.

"creí que había muerto"

En ese mismo momento, su esposa Bianca se encontraba en la casa de sus padres, ubicada a 15 minutos de la zona del desastre. "Estaba con mis hermanos y mi mamá cuando ocurrió el tornado, como era la segunda vez que pasaba algo así tan fuerte en la zona yo quería estar con ellos". 

La familia de Bianca había logrado sobrevivir al tornado que azotó Oklahoma en mayo  de 1999, el cual dejó 46 muertos y cientos de heridos. 

"Nos refugiamos en el cuarto de lavandería y trancamos la puerta con un cama, tuvimos que llamar al 911 para saber por dónde estaba el tornado", cuenta esta joven, quien visitó hace poco el Perú.

Recuerda que apenas terminó la tormenta –que liberó una energía 600 veces superior a la bomba atómica– fue con su hermana en busca de su esposo David. 

"Cuando íbamos en el carro, escuchamos en la radio que la calle donde estaba nuestra casa había quedado desolada tras el paso del tornado. Casi me vuelvo loca al enterarme de eso, pensé lo peor...".

Bianca no reconocía las calles de su vecindario, devastadas por la terrible tormenta que duró 40 minutos. "Los postes de luz estaban en el piso y había gente que auxiliamos bajo los escombros. Pero no había rastros de David".

Algo que marcó a esta joven, que trabaja como periodista en Oklahoma, fue ver convertida en escombros la escuela Plaza Tower, donde murieron 7 niños, situada justamente al frente de su casa, en la calle Sur Oeste 20 de Moore.

Luego de dos horas de angustiosa espera, Bianca logró dar con su esposo David. "Recuerdo que llegó caminando hasta nuestra casa; apenas lo vi, corrí hacia él y lo abracé. Mi hermana también llegó y los tres estuvimos abrazándonos y llorando por mucho tiempo".

Nuestro compatriota David llegó hace 5 años a Oklahoma. Y lo único que atina a decir es que es muy afortunado de estar con su familia y al lado de la mujer que más ama.

Lluvia dificulta la recuperación

Una lluvia persistente afectó ayer la zona devastada por el tornado, lo cual ha dificultado los esfuerzos de rescate. Además, se esperan fuertes vientos, lo que aumenta la posibilidad de un nuevo tornado aislado. 

David y Bianca (de ascendencia peruana y mexicana) están viviendo en casa de los padres de ella. Ambos señalan que "todo está cerrado" y que recién se están restaurando los servicios de agua, luz y teléfono. Ellos han recibido apoyo de la comunidad y de la iglesia Templo de Alabanza, a la cual asisten desde hace años.

"En Perú ya vieron las imágenes, pero estar aquí, ver la destrucción que ha ocasionado el tornado es una cosa terrible", concluye David.

En cifras

24 es el número de víctimas mortales que dejó el tornado de Oklahoma.

353 son las personas que resultaron heridas, según los últimos reportes.


Fuente: http://www.larepublica.pe/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada