viernes, 24 de mayo de 2013

ALEJANDRO TOLEDA DESAIRA AL CONGRESO: "ME VOY MAÑANA"



El expresidente Alejandro Toledo dejó entrever ayer en el programa "Buenas Noches", de ATV+, que no acudiría a la citación de la Comisión de Fiscalización del Congreso para aclarar las adquisiciones de su suegra Eva Fernenbug.

Toledo dijo que no ha recibido la citación del Parlamento para el lunes 27 y, además, ya tiene los pasajes comprados para abandonar el país.

"Déjame examinar la invitación (del Parlamento) que me acaba de entregar usted y veré qué hago. Oiga, yo tengo un pasaje para el día sábado", dijo a Augusto Álvarez Rodrich.

En otro momento, Toledo admitió que estuvo en Costa Rica entre el 18 y el 21 de enero de este año, justo en los días previos a la creación de la empresa Ecoteva Consulting Group, que tuvo como presidenta a Fernenbug.

"Yo voy a América Central y acompaño a mi suegra, pero yo no tengo nada que ver con la compra de nada, yo no soy abogado. Es un negocio entre el señor Yosef Maiman y la señora Fernenbug", señaló.

"No manejo las finanzas del señor Maiman, no conozco lo que hacen los abogados, soy un simple economista y educador", agregó.

Toledo explicó que el multimillonario empresario judío le otorgó una garantía a su suegra por $20 millones, a través de la empresa fundada en Costa Rica, para que haga inversiones con ese dinero en el sector inmobiliario.

"El banco Scotiabank le da un préstamo de $3 millones a Ecoteva y esta le presta a Eva Fernenbug. Obviamente, además de tener el respaldo, Scotiabank le pide garantías a Ecoteva, una garantía hipotecaria, la cual está registrada en Costa Rica", dijo Toledo.

HIPOTECA. Agregó que el banco le pidió una hipoteca en Perú de la residencia en Las Casuarinas, pero Registros Públicos no aceptó la ficha de inscripción porque se hicieron "observaciones de forma que son subsanables".

Sin embargo, no supo explicar cuál iba a ser la ganancia de Maiman en ese negocio y tampoco cómo se hipotecó una vivienda que está observada por la Sunarp.
Otra contradicción de Toledo fue decir que su suegra compró la casa de Las Casuarinas en casi $4 millones para alquilarla, pues hace unos días aseguró que era para que Fernenbug viva allí.

Asimismo, argumentó que inicialmente dijo que Fernenbug compró los inmuebles con su propio dinero porque no tenía toda la información y los documentos a mano.

"Probablemente mi error político es no haber dedicado tiempo en persuadir a mi suegra de que no haga inversiones en el Perú porque podría tener esas connotaciones políticas", sostuvo Toledo, quien en todo momento insistió en que las compras de su suegra fueron "legales y transparentes".

Asimismo, rechazó la versión del abogado Luis Arbulú respecto a que Karp fue la interesada en comprarle el inmueble de Surco, pues según él solo devolvió una llamada de la empresa de corretaje.

Finalmente, dijo que solo tiene dos casas y negó que esté ocultando alguna propiedad para que no la herede su hija Zaraí.


Fuente: http://diariocorreo.pe/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada