viernes, 15 de febrero de 2013

EE. UU. entrega al Perú a ex policía buscado por tráfico de armas



LIMA, 15 de febrero de 2013 — El ex oficial policial peruano, Héctor Antonio Llontop Novoa (51), requerido en el Perú por tráfico de armas, fue entregado a las autoridades en Lima por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de los Estados Unidos (ICE) tras su captura en Stockton, California.

En julio del 2010, la Oficina de Interpol en los EE.UU. recibió una “notificación roja” que indicaba que Llontop era objeto de una orden de arresto criminal emitida por el Perú para acusarlo de delito “contra la seguridad nacional”. Las autoridades peruanas afirman que en julio del 2000, cuando servía como capitán de la PNP, Llontop entregó pequeñas armas del gobierno peruano a una organización criminal o terrorista. Las armas fueron supuestamente usadas en un asalto armado en el Perú el 29 de agosto del 2000.

Menos de un mes después del asalto, las bases de datos del Departamento de Seguridad Interna  de los EE.UU. indican que Llontop ingresó a los EE.UU. con una visa de visitante y luego recibió una ampliación que le permitía permanecer en el país hasta setiembre del 2001.

En abril del 2011, tras recibir información de que el fugitivo podría estar en el norte de California, el Servicio de Alguaciles de los EE.UU. buscó ayuda del ICE para localizarlo y capturarlo. Llontop fue llevado en custodia el 17 de mayo del 2011 por el Equipo de Operaciones de Fugitivos de ERO basado en Sacramento y por oficiales del Servicio de Alguaciles de los EE.UU. 

Llontop fue repatriado al Perú a bordo de un vuelo comercial acompañado de los oficiales de Operaciones de Remoción y Aplicación de la Ley (ERO) con sede en California. A su llegada a Lima, los oficiales entregaron a Llontop a la Policía Nacional del Perú (PNP) que lo esperaba.

La repatriación de esta semana es la culminación de un esfuerzo de casi dos años de ICE para lograr la remoción de Llontop. Un juez de inmigración ordenó su deportación en junio del 2012. La Junta de Apelaciones de Inmigración desechó la apelación el año pasado, abriendo paso para su remoción.

“Los criminales que buscan evadir su responsabilidad huyendo a los EE.UU.  no encontrarán refugio aquí,” dijo Michael Vaughn, director asistente para la oficina del director de campo de ERO Sacramento. “ICE está trabajando conjuntamente con sus contrapartes aquí y en el extranjero para promover la seguridad pública y hacer a los criminales responsables de sus crímenes, sin importar dónde los hayan cometido”.

Desde el 1 de octubre del 2009, ERO ha removido a más de 566 fugitivos extranjeros de los EE.UU., quienes eran buscados en sus países por crímenes graves, incluyendo el secuestro, la violación y el asesinato. ERO trabaja con la Oficina de Asuntos Internacionales de ICE, con las oficinas consulares extranjeras en los EE.UU. y la Interpol, para identificar a los fugitivos extranjeros presentes ilegalmente en los EE.UU.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada